InformesCostes

El gasto TI global crecerá un 3,2 por ciento en 2019

3,8 billones de dólares serán los gastos de TI en todo el mundo en 2019.

Gartner pronostica que los gastos de TI en todo el mundo totalizarán 3,8 billones de dólares en 2019, con un incremento del 3,2% con respecto al gasto esperado de 3,7 billones de dólares en 2018. “Si bien la volatilidad de la moneda y el potencial de las guerras comerciales todavía juegan un papel importante en la perspectiva del gasto en TI, es el cambio del concepto de la propiedad de la tecnología a la modalidad de servicio lo que está generando estas oleadas en cada segmento de negocio”, matiza John-David Lovelock, vicepresidente de Investigación de la firma de analistas.

Así, se espera que el gasto en software empresarial experimente el mayor crecimiento con un 8,3% en 2019. El software como servicio está aumentando en casi todos los segmentos del software, en particular, la gestión de relaciones con los clientes (CRM), debido a un mayor enfoque en brindar mejores experiencias a los usuarios. El software en la nube crecerá más del 22% este año en comparación con el 6% de crecimiento de todos los demás modelos de software. Si bien las aplicaciones principales como la planificación de recursos empresariales, CRM y la cadena de suministro continúan obteniendo la mayor parte del dinero, la seguridad y la privacidad son de particular interés en este momento. El 88% de los CIO globales recientemente encuestados han implementado o planean desplegar software de ciberseguridad en los próximos 12 meses.

El valor comercial derivado de la IA se proyecta en 1,17 billones de dólares en 2018

Pese a haber cerrado con un crecimiento del 6% en 2018, los servidores de CPD volverán a un mercado en declive y caerán del 1% al 3% anual durante los próximos cinco años. Esto, a su vez, afectará el gasto general de los sistemas de centros de datos ya que el crecimiento se desacelerará en 2019. Los servicios de TI serán un factor clave para 2019, ya que se pronostica que el mercado alcanzará un billón de dólares en 2019, un aumento del 4,7% con respecto a 2018. El pronóstico de una desaceleración económica global, junto con las presiones internas para reducir el gasto, están impulsando a las organizaciones a optimizar el gasto externo de la empresa para servicios como la consultoría.

Se espera que el gasto mundial en dispositivos (PC, tabletas y teléfonos móviles) crezca un 2,4% en 2019, alcanzando los 706.000 millones de dólares, frente a los 689.000 millones de 2018. La demanda de PC en el sector corporativo ha sido fuerte, impulsada por el hardware de Windows 10 PC. Las actualizaciones deberían continuar hasta 2020. Sin embargo, el mercado de PC puede sufrir algún impacto por la escasez de procesadores de Intel. Si bien esta escasez tendrá algunas incidencias a corto plazo, Gartner no espera un efecto duradero en la demanda general de PC. La expectativa actual es que la escasez continuará en 2019, pero Intel dará prioridad a la CPU de gama alta así como a las de PC empresariales. Mientras tanto, AMD recogerá la parte del mercado donde Intel no puede suministrar sus chips.

“Los PC, equipos portátiles y las tabletas han alcanzado un nuevo estado de equilibrio. Estos mercados actualmente tienen una demanda estable de los consumidores y las empresas. Los proveedores solo tienen una sutil diferenciación de tecnología, lo que les empuja a ofrecer PC como servicio para bloquear a los clientes en flujos de ingresos recurrentes de varios años y ofrecer nuevas opciones de servicios paquetizados”, puntualiza Lovelock.

Gastos en EMEA

El mercado de EMEA crecerá un punto porcentual menos que el global, según las mismas estimaciones que hablan de 973.000 millones de dólares para 2019, con un incremento del 2% frente a los 954.000 millones de 2018. El experto de Gartner señala que “2018 no ha sido un buen año para el gasto de TI en EMEA. El crecimiento del 5,8% observado se ha visto impulsado por el aumento del valor del euro frente al dólar estadounidense”. “El gasto en TI en EMEA se ha estancado y seguirá estancado hasta que se resuelvan las incógnitas que rodean al Brexit”, agrega Lovelock. Hasta entonces, el lento aumento del mercado global de EMEA está ocultando las tasas de crecimiento divergentes en todos los segmentos de la región.

El gasto en dispositivos (PC, tabletas y teléfonos móviles) en EMEA se espera que disminuya en 2019. El gasto en PC en el área de consumo decreció un 9,1% en 2018 y la demanda de PC empresariales con Windows 10 aumentará en 2019 en un 1%. De manera similar, el crecimiento de la unidad de teléfonos móviles, especialmente en Europa occidental, comenzará a reducirse desde un crecimiento del 4,7% en 2018 a un -1,1% en 2019 a medida que los ciclos de reemplazo alcanzan su punto máximo para luego ir cayendo en 2019.  

Acceda al contenido completo en el Anuario 2019 de Computing

Computing 781