EncuentrosMovilidad

Se precisa una estrategia MDM para abordar el fenómeno BYOD

Los móviles y tabletas personales están invadiendo los entornos corporativos. Este es un hecho al que no se pueden sustraer las compañías, dando la espalda a una realidad tozuda.

El Bring Your Own Device es un tema del que resulta necesario debatir y poner sobre la mesa para concienciar a las compañías de la necesidad de diseñar una estrategia clara a la hora de abordarlo. Con este objetivo, Computing ha celebrado un evento en torno al BYOD con la participación activa de IFS, NTS y SAP. En el encuentro quedó patente que hay tantos modelos de movilidad como empresas, y que cada organización traza su hoja de ruta en función de su cultura tecnológica y de la visión de su negocio. En los negocios de concepción más tradicional, la movilidad no se muestra en su faceta disruptiva, si bien el enfoque hacia el cliente está cambiando las reglas del juego. En el caso de Alcampo, su CIO, Raimundo Gonzalo, explicó que “llevamos mucho tiempo utilizando dispositivos móviles avanzados en almacenes haciendo uso de la radiofrecuencia.

Evento BYOD Computing
Evento BYOD Computing

Todas nuestras tiendas tienen WiFi y estamos en el momento de poner en agenda BYOD como objetivo corporativo”. El grupo francés no ha empezado el proceso, pero está analizando el fenómeno no sólo desde el punto de vista interno como garante de la productividad, sino desde la vertiente de “cómo enfocar hacia el cliente esta tendencia desde el punto de vista empresarial”. La firma Miele, por el contrario, ha puesto una marcha más en la implantación del BYOD. Agustín Perales, IT Manager de la firma de electrodomésticos, confirmó que la central alemana ha puesto en marcha un piloto en su departamento de recursos humanos. “En estos momentos se está estudiando si los trabajadores que aportan su smartphone personal tienen que asumir o no el coste total de la línea.

Hay que darles herramientas e incentivos para que lo utilicen”, explica el responsable TIC de Miele. La persona que se acoge al plan tiene que firmar un acuerdo de protección de datos y en caso de robo, se le bloquea el dispositivo. “En España lo estamos valorando, basándonos en el modelo Nokia Lumia 820 porque soporta Windows 8, nuestra plataforma corporativa. También queremos implementar la gestión de dispositivos (MDM)”, resume Perales. Arturo Ribagorda, catedrático de Informática de la Universidad Carlos III, es un profesional especializado en seguridad.

Explicó que su móvil es corporativo y siempre está conectado por la necesidad permanente de desplazarse a congresos. “No somos un buen ejemplo pues no tenemos una política rigurosa de seguridad que nos impida descargarnos aplicaciones”, se sinceró. Y alertó que “con el BYOD va a haber muchos más ataques y más graves. Con el móvil se ha roto el perímetro de seguridad, han caído las murallas medievales”, ilustró. En su opinión, hay que ser cautos al instalar herramientas, y establecer un modelo de gestión de dispositivos móviles robusto. “Muchos usuarios lo siguen viendo como un teléfono inocuo, sin embargo contiene nuestras contraseñas del banco, aplica aplicaciones de empresas, y es un dispositivo más frágil que el PC”, alertó el profesor. Otra situación incipiente se da con la empresa Garsa, gestoría de bancos y cajas de ahorros, que ha ido avanzando en movilidad con paso lento pero seguro. Bruno Vicente, CIO de Garsa, describió que “nos hemos ido introduciendo en movilidad haciendo uso de SMS, luego instalamos WiFi en las oficinas y ahora estamos abordando la seguridad de los documentos”. La empresa está definiendo los objetivos para el uso profesional, “tenemos gente desplazada en los registros y necesitamos inmediatez de la información, y solidez de los datos para cumplir con los SLA que nos marcan las entidades financieras”, destacó Vicente. Un hecho social que está disparando el uso de los móviles es la dación en pago, que está incrementando la visita de los profesionales de Garsa a las viviendas, “lo que supone un aumento considerable de la productividad”, puntualizó Bruno.

Ipad en el Congreso de los Diputados
De peculiar puede definirse la problemática del Congreso de los Diputados. El Congreso venía de una cultura de Microsoft y de pronto dio un giro hacia Apple dotando a sus 350 diputados de Ipad e Iphone. Y, como explicó Javier de Andrés, Director TIC, no hay posibilidad de poner en marcha proyectos pilotos, con el fin de evitar suceptibilidades y discriminaciones: “a los diferentes políticos hay que surtirles con una tecnología equiparable”. El cambio a Apple, según Javier de Andrés, no era algo motivado por el entusiasmo, sino que echaron cuentas y el ratio precio/eficiencia era el más atractivo. “Además ha favorecido el uso de las TI por parte de los políticos que tienen acceso a los plenos, a la intranet, reglamentos, e incluso pueden descargarse en un fichero el diario de sesiones en vídeo; algo que el Bundestag no tiene ni por asomo”, manifestó orgulloso el directivo TIC.

José Luis San Martín, director general del Tesoro del Ministerio de Hacienda, explicó que su institución lleva bastantes años abordando la movilidad. En función del tipo de usuario (transaccional o técnico) provee distintos niveles de acceso a la información. San Martín considera con matices que: “en el hogar el ordenador ha muerto, si bien cuando tienes usuarios transaccionales todavía precisas un equipo, ya sea un ultrabook o un notebook basado en Windows 8”. El problema, desde su punto de vista, radica en dónde se pone la línea. “Si estás fuera, lo que denominamos modelo cibercafé, el dispositivo carece de importancia, algo que varía demasiado rápido para lo que nosotros podemos absorber. Hace seis años estaban los Palm y no se sabe nada de ellos; hace cuatro años BlackBerry era el estándar y en estos momentos pelea por sobrevivir. Ahora hay dos grandes jugadores en smartphone y un monopolio en tabletas”. Por tanto, desde su perspectiva, lo José María de Prada, Senior Sales Executive de IFS Ibérica La plataforma móvil se impone en el mundo de la empresa.

En 2014, se accederá al 50% de las aplicaciones de negocio mediante dispositivos móviles. Conscientes de esta circunstancia, empresas como IFS han afinado su estrategia para cumplir con los requerimientos de los distintos perfiles de usuarios que integran la comunidad móvil, ofreciendo su software de gestión adaptado a los diferentes requerimientos del mercado. Así, Jose María de Prada, Senior Sales Executive de IFS Ibérica, distingue tres usuarios tipo de herramientas de gestión móviles: ocasionales, profesionales y transaccionales. Los ocasionales son aquellos que utilizan una solución móvil como complemento al ordenador portátil cuando se desplazan y que realizan las tareas en tiempos muertos de forma similar al uso del correo electrónico. “Las ventajas para el usuario residen en minimizar el trabajo pendiente y acceder a información crítica sobre la marcha, además, se mejora el uso del ERP. Para el negocio el mayor beneficio es poder dedicarse a tareas que aportan mayor valor”, explica José María de Prada. Para los usuarios profesionales, la movilidad resulta vital, requieren dispositivos sólidos y duraderos, “suelen ser técnicos de campo que representan hasta el 90% de los costes de una compañía”, puntualiza el portavoz de IFS. Con ello, la información está centralizada y los clientes se benefician sensiblemente del servicio y la compañía dispone de herramientas para visualizar el progreso de cada tarea para cumplir plazos y reduce gastos administrativos. Siguiendo el relato de Prada, “los transaccionales utilizan portátiles, tabletas o ultrabooks y requieren acceso al ERP a través de una experiencia táctil sencilla y práctica”. Una ventaja para el usuario es que las tabletas pueden usarse tanto para consumir como para crear información. Para el negocio, redunda en una mejora de la capacidad del ERP. Es evidente que la movilidad está impulsando una transformación en los negocios y se ha visto durante mucho tiempo como una herramienta separada del software de gestión.

Evento BYOD Computing
Evento BYOD Computing

José María de Prada es consciente de que los fabricantes deben entender las oportunidades, pero también los obstáculos; “hay que crear hojas de ruta basadas en la visión del negocio y no en las limitaciones tecnológicas”. El ERP camina a la movilidad José Luis San Martín, Subdirector General del Tesoro del Ministerio de Economía y Competitividad Alexandre Palomo, IT Director de Unidad Editorial Arturo Ribagorda, Catedrático de Informática de la Universidad Carlos III primordial es el acceso y lo demás viene dado. “El problema surge con nuestros usuarios transaccionales. El usuario pide toda la funcionalidad de su puesto de trabajo dentro de su entorno personal y hay que normalizarlo en el ámbito de la seguridad”, describió San Martín. La ecuación se ha resuelto mediante la implantación de ‘dispositivos duales’, lo que permite trabajar dentro y fuera del sistema. Este modelo en un portátil es sencillo pues se aplican dos modos de arranque, dos sistemas operativos, dos políticas de seguridad diferentes… Alex Palomo, IT Director de Unidad Editorial (editora de ‘El Mundo’ y de ‘Marca), se erigió en el portavoz de los medios de comunicación que vive un momento complejo. “A nosotros nos toca jugar en los dos lados, en el fomento de la Sociedad de la Información y en la creación de contenidos para activar el uso de los dispositivos”, expuso Palomo. Reinvención es la palabra que define el momento: “de vender contenidos en el kiosko, estamos vendiendo contenidos en los diversos dispositivos”. Unidad Editorial facilita a sus periodistas el smartphone (‘Buy My Own Device)’ que solicitan y lo habitual es seguir la tendencia del iPad, pero esto no es cuestión baladí, como explica Palomo: “tenemos que tener MDM, si bien es cierto que llevamos mucho tiempo trabajando en movilidad y hemos llevado todo a la web”. Jose Antonio Perea, jefe de la Unidad Tecnológica y Movilidad de la Dirección General de Estadística del INE, narró la larga trayectoria de su organismo en el mundo de la movilidad, que data de 20 años atrás. Y es que sus profesionales de campo ya utilizaban antaño tablets PC que carecían de disco duro y usaban tarjetas PCMCIA. Su experiencia radica en el trabajo de campo, pero siempre tenían la sensación de que les faltaba algo, un centro gravitatorio de su sistema de movilidad. “La solución ha sido nuestro sistema de gestión de dispositivos de móviles. Sin él estamos perdidos, teníamos miles de dispositivos, teníamos securización offline y no podíamos aplicar políticas más allá de las previstas por Windows”, describió.

Perea llamó la atención sobre la importancia de elegir el dispositivo que se integre mejor con el MDM implantado y con el correo Exchange. Emilio García, presidente de Astic y Consejero Técnico de Sistemas de Información de la Subdirección General de Coordinación y Estudios del Ministerio de Hacienda y AAPP, destacó la confusión generalizada en torno al BYOD: “la mayor parte hablamos de dispositivos corporativos, no personales, sino que nos referimos a dispositivos privados para usos particulares”. Emilio García ve un futuro donde convivirán los dos escenarios: “aquellos funcionarios a los que se les suministrará de smartphones, por ser técnicos con uso intensivo como los del INE, y aquellos que traerán sus propios dispositivos, como altos cargos u otros no tan altos como en mi caso que viajo tres veces a Bruselas al mes y aprovecho los tiempos de espera para acceder al correo y a mis datos”. En la AAPP, el primer escenario conlleva menos problemas, “asignarle una tableta o un smartphone a un encuestador del INE es una cuestión de costes, mientras que en el caso de los altos cargos choca con la falta de flexibilidad debido a la estricta política que se aplica en las instituciones públicas”, concluyó el presidente de Astic.

Computing 763