OpiniónAplicaciones

Kubernetes marcará el ritmo de la industria de TI en 2020

María José Talavera, Directora General de VMware Iberia, aborda en el Anuario Computing 2020 cómo Kubernetes es fundamental para desarrollar aplicaciones modernas en un mundo multicloud.

María José Talavera, Directora General de VMware Iberia
María José Talavera, Directora General de VMware Iberia

Solo las empresas que experimentan continuamente sobreviven y triunfan. Aunque siempre ha sido así, hoy más que nunca, la velocidad de la puesta en marcha de nuevas ideas y soluciones marca la competitividad. En un mercado como el actual, el pasar de la estrategia a la ejecución con agilidad y asumir que la ejecución puede llevar varios intentos fallidos, se vuelve vital.

Asumiendo que las aplicaciones son el instrumento a través del cual innovan las empresas, automatizar la puesta en marcha y operación de estas de una forma consistente y a gran escala, marcará en gran medida la competitividad y supervivencia de un negocio. Las aplicaciones son fundamentales para que una compañía funcione, compita y evolucione. Pero sin consistencia ni automatización, las empresas pierden agilidad y, por lo tanto, competitividad.

Desde TI, la respuesta a este reto se encuentra en una tecnología muy concreta: Kubernetes.

El factor que hace que Kubernetes sea tan atractivo es que está hecho para permitir a los equipos de tecnología administrar y orquestar miles de contenedores. Esta herramienta es fundamental para desarrollar aplicaciones modernas en un mundo multicloud, puesto que funciona como una base para gestionar y escalar aplicaciones nativas cloud, y garantiza a los desarrolladores una experiencia consistente en estos entornos multicloud. Para entender qué es Kubernetes, se requiere comprender los fundamentos del desarrollo de las aplicaciones modernas. Antes, las aplicaciones eran monolíticas; lamentablemente, las estructuras monolíticas suelen ser difíciles de escalar y con frecuencia presentan problemas de disponibilidad. Kubernetes supone una nueva forma de estructurar las aplicaciones, dividiéndolas en microservicios.

Esta herramienta es fundamental para desarrollar aplicaciones modernas en un mundo multicloud

Kubernetes será una de las tecnologías con más peso en nuestra estrategia durante 2020. De hecho, durante el VMworld 2019, que se celebró un año más en Barcelona y atrajo a más de 14.000 profesionales de la industria de todo el mundo, VMware reafirmó su enfoque para ofrecer productos y servicios diseñados para transformar el modo en que las empresas crean, ejecutan y administran software en contenedores.

Así como VMware Cloud Foundation es el entorno clave para la plataforma de infraestructuras, Kubernetes es la pieza clave para el soporte de nuevas arquitecturas de aplicación. Y en ese sentido hay un esfuerzo de inversión y contribución significativo al proyecto Open Source, no solo para impulsarlo sino también para arropar el proyecto con capacidades empresariales. Es muy positivo tener este tipo de plataforma definida por la comunidad, pero las empresas necesitan despliegues automatizados, operaciones automatizadas, seguridad intrínseca, etc. y eso no siempre viene de fábrica y, por lo tanto, no siempre hay confiabilidad en el uso de estas tecnologías en un entorno empresarial.

Kubernetes es la pieza clave para el soporte de nuevas arquitecturas de aplicación

Mundo multicloud

Por eso, creemos que es importante recalcar nuestra visión conjunta de infraestructuras multicloud con el uso de Kubernetes, de tal manera que se puedan instalar unos sobre otras. El objetivo es que funcione como una sola pieza y que se pueda hibridar en un solo paso, con lo que ayudamos a las numerosas empresas que ya confían en las infraestructuras de VMware a adoptar una tecnología que les permite ser más ágiles en el despliegue de aplicaciones y su posterior operación respetando y aprovechando las inversiones ya hechas y con una mayor garantía de calidad y confiabilidad en un entorno empresarial.

Kubernetes es fundamental para la innovación en un mundo multicloud. Cada vez más organizaciones adoptan esta tecnología, porque tener Kubernetes en el centro de las operaciones y administración de múltiples contenedores es vital para la promoción de una cultura de la experimentación.

Y esto lo podemos afirmar desde la experiencia porque, como siempre, nosotros bebemos nuestro propio champagne. n Kubernetes es fundamental para desarrollar aplicaciones modernas en un mundo multicloud.

Computing 793