EntrevistasCiberseguridad

Manuel Tarrasa, CTO y CIO de Prosegur: “Nuestra prioridad en TI es la innovación constante”

Manuel Tarrasa, CIO Y CTO de Prosegur, concentra en su posición dos funciones esenciales y complementarias que permiten, al mismo tiempo, gestionar la hoja de ruta tecnológica de la compañía y avistar las nuevas tendencias que se van a imponer en el campo de la innovación y mejora del negocio.

Manuel Tarrasa, CTO y CIO de Prosegur.
Manuel Tarrasa, CTO y CIO de Prosegur.

¿Cómo se contemplan las Tecnologías de la Información dentro de su compañía?

M. T.: Las empresas innovadoras, con independencia del sector al que se dediquen, han de integrar las Tecnologías de la Información como un elemento más dentro de sus estrategias. Para nosotros, constituyen una palanca a través de la que, por un lado, podemos vertebrar todos los ámbitos de la organización y, por otro, propiciar la consecución de los objetivos empresariales.

Prosegur es una compañía que tiene varias líneas de negocio, opera en 26 países y cuenta con una plantilla de más de 165.000 personas. Esta dimensión hace necesario contar con procesos comunes que nos permitan acceder y consolidar la información prácticamente al minuto. Para conseguir esto, la tecnología es imprescindible. Pero, además, las necesidades de nuestros clientes nos obligan a prestar atención constante a la innovación con el objetivo de atender las demandas que se producen en un mundo cada vez más cambiante.

¿Cuál es su posición dentro del organigrama?

M. T.: Actualmente, ocupo el cargo de Chief Information Officer (CIO) y Chief Technology Officer (CTO) Global del Grupo.  Dentro del organigrama reporto al Chief Operating Officer (COO), esta posición forma parte del comité de dirección de la compañía y reporta directamente al CEO de la compañía. La preocupación por mantenernos en la vanguardia de la innovación en todo lo referido a las Tecnologías de la Información es constante en Prosegur. Por eso, esta área mantiene una interlocución continua y directa con la Dirección.

¿Cómo está organizado el departamento de TI en Prosegur (equipo, presupuestos, etc.)?

M. T.: Dadas las características de Prosegur y las actividades y líneas de negocio con las que contamos, el departamento de TI abarca diferentes áreas. Por un lado, tenemos todas las dedicadas a la transformación digital del Grupo que, a su vez, estarían divididas en transformación digital de las áreas de RRHH, Marketing y Legal; Compras, Contratación, Logística y Económico-Financiero; y Comercial, Sistemas Operacionales y Facturación. Además, del departamento dependen las direcciones como Robotización (RPA) y Digitalización; Gobierno de Datos y Analítica; Transformación tecnológica (Cloud, DevSecOps, Arquitectura, IA, etcétera); Explotación de Sistemas y Comunicaciones; Ciberseguridad Interna; y PMO.

Intentamos que exista un equilibrio entre los recursos que dedicamos al mantenimiento de los sistemas que tenemos en la actualidad, con el esfuerzo de transformación digital e innovación.

¿Qué consideración tiene el CIO dentro de la empresa?

M. T.: Hoy, el mundo digital crece con fuerza y las empresas debemos adoptar la tecnología más avanzada para desarrollar todo nuestro potencial de crecimiento.

En este contexto, la capacidad de innovar de las empresas es esencial y todos los logros que consigamos acaba impactando en las diferentes áreas de nuestro negocio, así como en nuestros servicios y nuestra cuenta de resultados.

Por este motivo, existe el convencimiento en la alta dirección de que la transformación digital ha de ser una de las prioridades e integrarse dentro de la estrategia de negocio. A partir de ahí, tanto el departamento, como yo mismo desde posición de CIO, contamos con todo el apoyo de la alta dirección de la empresa.

¿Tienen alguna hoja de ruta concreta para la transformación digital?

M. T.: Toda la actividad de transformación digital e innovación está planificada con un carácter trienal. No obstante, estos planes se revisan periódicamente para adaptarlos a la realidad de la empresa y del contexto al que nos enfrentamos en cada momento. En estos meses hemos tenido un claro ejemplo. Hemos tenido que realizar una adaptación inmediata para dar prioridad absoluta al teletrabajo a todos nuestros trabajadores en todo el mundo como consecuencia de la emergencia sanitaria derivada de la crisis del coronavirus.

¿El confinamiento por Covid-19 ha supuesto una nueva reorganización operativa en su compañía?

M. T.: Uno de los aspectos en los que Prosegur se ha esforzado es en crear unas estructuras lo suficientemente flexibles como para que puedan adaptarse a cualquier eventualidad que surja; tanto relativa a nuestras empresas como a nuestros clientes. Eso nos ha permitido actuar con rapidez y continuar prestando nuestros servicios a pesar de las dificultades derivadas de la Covid-19 y la puesta en marcha del teletrabajo.

¿Cómo se han reorganizado en torno al teletrabajo?

M. T.: La emergencia sanitaria y las medidas desarrolladas han supuesto desafíos importantes para todas las empresas. El primero ha sido el de la adaptación de nuestros empleados al teletrabajo. En nuestro caso debemos distinguir entre el personal operativo y la plantilla que trabaja en oficinas. En este último colectivo, se ha demostrado totalmente que la gran mayoría de ellos pueden operar en este modo sin que se resienta la operativa.

Las aplicaciones que tenemos en la nube, los accesos seguros a los entornos internos que hemos construido en un tiempo récord, han hecho posible que todos los empleados pudiéramos operar sin dificultades desde nuestros hogares. Ha requerido una inversión, pero se trata de una inversión muy rentable a medio plazo y que nos va a dotar de mayor agilidad en todas nuestras operaciones.

¿Han variado mucho los procesos corporativos?

M. T.: Si nos referimos a la situación derivada de la Covid-19 tengo que decir que no, en cuanto a la operativa en este momento. Dicho esto, lo que sí que estamos haciendo es recoger información, analizarla con el fin de ver buenas prácticas y procesos de mejora. Esto nos está llevando a plantearnos cambios dentro de nuestro Plan de Transformación Digital que nos ayude a optimizar nuestra operativa y adecuarla a las nuevas situaciones que se nos están planteando.

¿Cómo se están enfocando de cara al cliente y al mercado?

M. T.: Como no puede ser de otra forma, el cliente está en el centro de nuestra actividad, con independencia del área de negocio de que se trate. Por lo tanto, el enfoque no puede ser otro que el asegurar la operativa de todos nuestros negocios. Para ello, hemos desarrollado planes de contingencia y de continuidad de negocio que nos están permitiendo seguir prestando nuestros servicios -que han sido declarados como esenciales- en cualquier escenario.  

Una vez conseguido esto, tenemos que seguir trabajando en el desarrollo de innovaciones que permitan a nuestros clientes contar con una respuesta mejor y más eficaz a las situaciones que se derivan de esta emergencia sanitaria.

Nuestro departamento de Innovación está trabajando en proyectos basados en inteligencia artificial que estamos seguros de que en un corto plazo de tiempo serán muy útiles para nuestros clientes.

¿De qué manera afronta su compañía el cloud?

M. T.: El cloud ofrece algunas ventajas para el desarrollo de nuestra actividad. Por un lado, nos garantiza mayor velocidad en el despliegue de los proyectos y más flexibilidad a la hora de afrontar las circunstancias cambiantes a las que tenemos que enfrentarnos. En Prosegur hemos decidido establecer una estrategia multicloud que nos permita movernos de un cloud a otro con agilidad y sin grandes costes evitando el riesgo de cautividad que puede derivarse de contar con determinados proveedores. Entendemos, además, este multicloud como el uso de cloud de terceros, pero también la puesta en marcha de nuestro propio cloud, mediante un Cpd propio que se gestiona como tal.

¿Qué proyectos tiene en marcha y que pueda destacar?

M. T.: Nuestros planes de transformación digital y de innovación incluyen diferentes actuaciones. Entre ellas, estamos trabajando en el despliegue en todos los países de un CRM Cloud. Se trata de un proyecto que se encuentra en una fase muy avanzada y que ya ha sido implementado en varios países aprovechando las ventajas que nos da el cloud.

También estamos trabajando en las fases iniciales del despliegue del ERP en modo cloud. Estamos revisando y haciendo reingeniería de los procesos de OTC (Order To Cash) de manera que puedan estar optimizados end to end.

En el ámbito de la robotización y la digitalización tenemos una gran actividad y un ritmo de crecimiento alto con más de 250 implantaciones de robots. Contamos con muchos proyectos de reingeniería y modernización de aplicaciones para que se puedan adaptar mejor a las necesidades del negocio y a entornos multicloud y DevSecOps.

Por último, estamos desarrollando una muy relevante actividad en el ámbito de la Inteligencia Artificial que tendrá impacto en los diferentes negocios en el medio y largo plazo.

¿Quiénes son sus principales partners y socios tecnológicos?

M. T.: Actualmente trabajamos con los principales players del mercado, aunque no de una manera exclusiva lo que nos permite mayor flexibilidad. Entre ellos podemos mencionar a Oracle, Microsoft, IBM, Telefónica, Google, Amazon, HP y EMC.

¿Cómo abordan la seguridad en toda la extensión de la palabra (seguridad física y ciberseguridad)?

Como no podría ser de otra manera, somos una empresa de seguridad y, por tanto, consideramos la seguridad una cuestión de vital importancia a la que dedicamos cada vez mayores recursos, incluso en época de crisis como la actual.

Los riesgos están ahí y no podemos desatender este factor. Si, además, tenemos en cuenta que es más que probable que el teletrabajo vaya ocupando cada vez mayor espacio en nuestra sociedad, hacer frente a la seguridad de las redes va a ser cada vez más necesario. Resulta evidente que el teletrabajo aporta muchas ventajas, como la conciliación familiar, el ahorro de tiempo en los desplazamientos, mejoras medioambientales al reducirse el número de vehículos en las carreteras, además de otros ahorros… pero todas estas ventajas quedan, finalmente, en nada, si las actividades laborales se ven comprometidas por ataques a la seguridad de las redes. Por ello, cuestiones como el teletrabajo y la ciberseguridad han de ir de la mano. Muy probablemente veremos como ambos temas crecerán en los próximos años.

Computing 796