NoticiasDevOps

Burocracia y sistemas heredados, los grandes lastres de DevOps

A tenor de los resultados de la encuesta realizada por F5 Networks durante DevOpsDays Amsterdam 2019.

La burocracia interna es el principal obstáculo para la implementación efectiva de una cultura DevOps en las organizaciones. Esta es la principal conclusión que se desprende de una encuesta realizada por F5 Networks durante la celebración del DevOpsDays.

De esta forma, el informe de F5 señala que un 40% de los profesionalesconsideran que los cuellos de botella causados por los engorrosos procedimientos internos y procesos manuales son la barrera más importante para el desarrollo de DevOps en sus empresas.

En segundo lugar, aparece la deuda técnica consecuencia de los códigos y sistemas heredados. En concreto, este factor fue destacado como el mayor desafío por el 25% de los preguntados.

Las incompatibilidades existentes entre los distintos entornos de producción aparecen como el tercer desafío a superar para un 21% de los asistentes al evento. Finalmente, la visibilidad del rendimiento de las aplicaciones también es un reto para el 14%.

"Está claro que DevOps es una tendencia cada vez más importante”, afirma Rodrigo Albuquerque , desarrollador de Soluciones DevOps en F5 Networks. “Fundamentalmente, es una práctica que elimina las fuentes de desperdicio en la entrega de aplicaciones; impulsa la eficiencia al optimizar los procesos, eliminar silos, usar herramientas de automatización, estandarizar plataformas y establecer una sólida cultura de colaboración. Sin embargo, la mayoría de las organizaciones aún no han adoptado una cultura DevOps, precisamente porque su burocracia y sus sistemas heredados lo siguen impidiendo. Afortunadamente, el conocimiento de todo lo relativo a la automatización está creciendo rápidamente, y esto, sin duda, conducirá a una adopción de DevOps mucho más amplia".

Así, en este segundo informe, más de tres cuartas partes del personal de NetOps y DevOps creen que otra función de DevOps es priorizar "las cosas correctas" dentro de las TI, lo que lleva a una comprensión común de objetivos que incrementa la colaboración entre los equipos. Además, los grupos están, en gran medida, alineados en la forma en la que se entregan las aplicaciones y los servicios, lo que hace que tanto el personal NetOps (74%) como el DevOps (70%) se sientan satisfechos con la frecuencia de los despliegues. Ambos segmentos también están de acuerdo en que la automatización dentro de la línea de producción es algo importante, con una calificación promedio de 4.0 para los DevOps y 3.5 para los NetOps en una escala de 5. Por último, más del 50% de los encuestados afirman sentir más confianza en la fiabilidad, el rendimiento y la seguridad de las aplicaciones cuando la línea de producción está automatizada.

“Para que DevOps pueda alcanzar un impacto real, las empresas necesitan abordar de forma correcta sus procesos de automatización, ya que es una condición imprescindible en las tres fases de implementación de una cultura DevOps: automatizar el entorno existente, automatizar la migración a la nube y automatizar los servicios nativos cloud", añade Albuquerque.

Para que DevOps pueda alcanzar un impacto real, las empresas necesitan abordar de forma correcta sus procesos de automatización

La capacidad de F5 para apoyar e influir en la comunidad DevOps se ha visto sustancialmente reforzada por la reciente adquisición de NGINX, la compañía líder en infraestructura de aplicaciones de código abierto para desarrolladores y equipos de DevOps. No en vano, The Web Server Survey sitúa a NGINX como el servidor web más utilizado del mundo.

Esta unión ha hecho que, por primera vez, cualquier organización pueda implementar un conjunto coordinado de tecnologías que abarcan todo el proceso de la entrega de aplicaciones, desde el código que se ejecuta en la aplicación o el servidor web, pasando por todos los servicios de transporte, seguridad y administración necesarios, hasta llegar al cliente final. El portfolio combinado de soluciones de NGINX y F5 brinda a las organizaciones la capacidad de construir microservicios integrados sin fallos dentro de las arquitecturas de aplicaciones distribuidas, al tiempo que garantiza que el tráfico y los endpoints estén completamente monitorizados, sean compatibles y permanezcan seguros.

Computing 783