NoticiasMercado TI

El coronavirus paraliza la producción tecnológica de China

El brote de coronavirus en China está comenzando a afectar a la industria tecnológica mundial, con caídas sensibles en los envíos de dispositivos, como las tarjetas gráficas y teléfonos móviles.

Asus, Foxconn y Gigabyte han asegurado que los envíos del primer trimestre de placas base y tarjetas gráficas han caído más de lo previsto, según se ha hecho eco el medio británico Computing.  Esta caída viene explicada en el hecho de que los habitantes de China evitan lugares públicos y tiendas, al tiempo que la entrega por mensajería y otros servicios se han visto afectados.

Mientras tanto, se espera que el mercado de teléfonos inteligentes se vea afectado de dos maneras: primero, con un exceso de inventario en China causado por la disminución repentina e inesperada de las ventas y, segundo, la paralización de nuevos modelos debido a la pausa en las cadenas de suministro, causada por el cierre de fábricas, que ordenó el Gobierno chino cuando empezó la epidemia.

Es probable que Huawei, en particular, se vea muy afectado ya que retrocedió en su mercado interno debido al impacto de las sanciones de Estados Unidos. Fuentes asiáticas sugieren que sus canales de venta en China han sido "paralizados" como resultado de las medidas adoptadas para contener la propagación del virus.

Foxconn ha advertido de que las medidas de cuarentena impuestas en la base principal donde fabrica los iPhones de Apple afectarán a la producción. Se espera que Apple lance un nuevo iPhone a precio reducido a principios de este año y las medidas podrían afectar su capacidad de aumentar la producción para satisfacer la demanda anticipada.

Hon Hai también fabrica productos para HP y Sony. Otros fabricantes por contrato que operan en China, incluidos Inventec y Quanta, también se han visto afectados. Se han cerrado varias fábricas y se espera que reinicien la producción el 10 de febrero. Sin embargo, el virus todavía sigue propagándose y esa fecha puede retrasarse.

La empresa taiwanesa de semiconductores sin cables MediaTek también advirtió que es probable que sus ventas en el primer trimestre caigan hasta en un 15 por ciento. Las fuentes atribuyen esto a la fuerte disminución de las ventas en la industria de teléfonos inteligentes de China.

La compañía de consolas de juegos Nintendo, por su parte, ha sido una de las primeras compañías en advertir públicamente sobre un impacto en la producción de su popular consola Switch y sus controladores Joy-Con. La compañía está considerando cambiar la producción de China a Vietnam para aliviar la escasez, según Bloomberg.

Por el momento, sin embargo, el paréntesis solo está afectando los envíos de productos de Nintendo a Japón, sin que Estados Unidos y Europa se vean afectados, agregó la compañía.

Computing 795