InformesMovilidad

El 51% de empleados españoles del sector TI han aumentado su carga laboral con el trabajo en remoto

Aun así, la mayoría prefiere mantener esta modalidad antes que volver a la oficina, según una encuesta de Kaspersky.

Según una reciente encuesta de Kaspersky realizada a 4.303 trabajadores del sector de las TI en todo el mundo, el 51% de los empleados españoles ha informado de un aumento de la carga laboral desde que se pasó al trabajo remoto, y el 14% lo describe como significativo. El 46% no ha notado cambios en el volumen de trabajo y sólo el 4% ha observado una disminución.

En 2020, se ha acelerado la digitalización de las interacciones de los empleados. Sin embargo, al principio de los confinamientos, el 82% de los directivos en todo el mundo estaban preocupados por si la rápida transferencia al teletrabajo provocara un descenso de la productividad y el 69% de los empleados afirmaron que el trabajo a distancia afectaba negativamente a su estado emocional. Cuando nos acercamos ya al final del segundo año de pandemia, Kaspersky ha reevaluado las implicaciones del trabajo a distancia para los trabajadores del sector informático y las telecomunicaciones.

Para el 69% de los empleados, el trabajo a distancia afecta negativamente a su estado emocional

Aunque la encuesta revela que más de la mitad de los empleados españoles de este sector experimentaron un aumento de la carga de trabajo, el 75% de los encuestados no se siente más agotado al final de la jornada a distancia. De hecho, el 43% declaró tener más energía trabajando desde casa, y el 33% no notó ninguna diferencia entre ambas modalidades.

En lo que respecta a la estabilidad emocional, el trabajo remoto ha tenido buena acogida entre los empleados españoles: el 79% afirma sentirse más cómodo trabajando a distancia o no ha notado un aumento de la ansiedad debido a las horas extras, mientras que el 49% de los encuestados incluso se sintió más cómodo trabajando desde casa.

Pero al mismo tiempo, todavía hay un porcentaje significativo de empleados que sintieron malestar al estar distanciados de sus compañeros, ya que el 25% de los encuestados españoles afirmó sentirse más cansado y el 21% declaró tener más ansiedad al trabajar desde casa.

Una solución que está resultando muy bien acogida entre las plantillas es el modelo híbrido. Cerca del 40% de las compañías encuestadas en España tenía previsto cambiar a este formato a mediados de 2021.

Otra solución bien valorada es la aplicación de programas de bienestar. La buena noticia es que muchas empresas están aceptando el reto de buscar formas de ayudar a gestionar el posible agotamiento. De hecho, el 79% de las compañías encuestadas en España está invirtiendo en cursos de formación para mejorar las habilidades básicas, como la gestión y el control del tiempo (27%). Las compañías también proporcionan beneficios, como tiempo libre remunerado o vacaciones anuales adicionales (23%), y ofrecen consultas y cursos de bienestar online (35%). Sin embargo, el informe indica que aún queda trabajo por hacer para mitigar la mayor carga de trabajo entre los trabajadores remotos. Sólo el 44% de las organizaciones ha adoptado al menos una medida práctica, como la automatización de las operaciones de seguridad o la contratación de personal adicional para hacer frente al agotamiento de los empleados.

Computing 807