NoticiasMovilidad

La conectividad privada en el edge crecerá un 51%

Equinix da a conocer los resultados de su tercer estudio Global de Interconexión, que pronostica que la conectividad privada en el edge tendrá un crecimiento anual compuesto del 51%, lo que supondrá un aumento de la capacidad total de ancho de banda hasta los 13.300 Tbps, el equivalente a 53 zettabytes de datos intercambiados anualmente.

La interconexión entre proveedores de red en el Edge crecerá cuatro veces más en 2022
La interconexión entre proveedores de red en el Edge crecerá cuatro veces más en 2022

La última edición del Índice de Interconexión Global (GXI), un estudio anual de mercado publicado por Equinix, estima que la conectividad privada en el edge tendrá un crecimiento anual compuesto (CAGR) del 51%, lo que supondrá un aumento de la capacidad total de ancho de banda hasta los 13.300 Tbps, el equivalente a 53 zettabytes de datos intercambiados anualmente. Esta cifra permitiría a cada persona del mundo, de forma simultánea y en menos de un solo día, descargar una temporada completa de Juego de Tronos en resolución ultra high definition (UHDTV). 

El GXI remarca que el ancho de banda de interconexión –la capacidad de intercambio de tráfico directo y privado entre socios comerciales– es un componente fundamental de la actual economía digital y confirma que, para competir en la actual economía digital, las empresas deben hacer frente al intercambio de crecientes volúmenes de datos y a la necesidad de velocidades superiores a través de un número creciente de nubes y ecosistemas de negocio. Para contrastar esta información, Equinix ha realizado una encuesta independiente a más de 2.450 profesionales senior del sector TI y casi la mitad (48%) de los encuestados creen que la interconexión es un facilitador clave dentro del proceso de transformación digital. Este último dato es muy similar al recogido en Europa, Oriente Medio y África (EMEA), donde cuatro de cada diez comparten la misma afirmación. En España también aumenta la confianza en las soluciones de interconexión y un 64% de los encuestados consideran prioritaria la digitalización de su infraestructura TI, superando en un 5% a la media en EMEA.

La estricta normativa en cuanto al alojamiento de datos en EMEA está desbloqueando el intercambio de tráfico, provocando un crecimiento del Ancho de Banda de Interconexión en los sectores de sanidad, ciencias biológicas, gobierno, educación, servicios profesionales y servicios empresariales. Esto provoca que Europa (51% CAGR) supere a Norteamérica (46% CAGR) en la carrera por el crecimiento digital. A la cabeza se encuentra América Latina con un CAGR del 63% y Asia-Pacífico poco por detrás con un 56%. En este contexto de crecimiento de la capacidad de interconexión a nivel global y entre diferentes mercados, la encuesta independiente de Equinix muestra datos sobre los planes de expansión de compañías en todo el mundo, reflejando algunas ligeras diferencias entre regiones: el 55% de las empresas de EMEA tienen planes de expansión a nuevos mercados frente a estrategias más agresivas como las de América (69%) y Asia-Pacífico (65%). El porcentaje de compañías españolas con planes de expansión supera la media europea, alcanzando un 69% de respuestas afirmativas entre los encuestados. Además, el 62% reconoce que utilizará conexiones virtuales para dar soporte a estos planes de crecimiento.  

La capacidad de intercambiar grandes volúmenes de datos a través de la interconexión es esencial para competir en la economía digital

• Como respuesta al rápido crecimiento del volumen de datos transferido, el consumo empresarial de Ancho de Banda de Interconexión experimentará una tasa de crecimiento anual del 64% en todo el mundo, superando otras formas de intercambio de datos empresariales. Esta cifra debería ser aún mayor en EMEA, alcanzando un 67% de CARG, lo que supondrá que el 60% del Ancho de Banda de Interconexión en 2022 estará utilizado por empresas y el restante por proveedores de servicios.

• Para gestionar dichos volúmenes de datos cada día mayores, las empresas, de media, despliegan sus infraestructuras de TI en nueve localizaciones, con un total de 340 interconexiones a redes cloud y partners de negocio. La encuesta de Equinix arroja más luz sobre cómo se emplea la interconexión: los responsables de TI en EMEA están utilizando la interconexión como forma de intercambio de datos con otras empresas (25%), proveedores de servicios de red (31%) y proveedores cloud (26%). En España, el 83% la utiliza para conectarse a empresas de TI y telecomunicaciones, más de un tercio (35%) para conectarse con empresas financieras y el 17% para hacerlo con empresas manufactureras. 

• La encuesta revela que casi la mitad (46%) de los responsables de la toma de decisiones de TI a nivel global creen que la interconexión puede ayudar a su negocio a obtener una ventaja competitiva en el mercado. Por su parte, cuatro de cada diez comparten esta afirmación en EMEA.

La distancia es el mayor enemigo del rendimiento en un negocio digital

• La implementación de conexiones directas y privadas en el edge impulsa tanto el rendimiento de la aplicación como la experiencia de usuario. • Las actuales cargas de trabajo sensibles a la latencia requieren de tiempos de respuesta que oscilan entre los -60 y -20 milisegundos, lo que obliga a la infraestructura de TI a estar más cerca de los puntos de consumo (el edge).

• Según la encuesta, más de un tercio (34%) de los responsables de TI a nivel mundial (y el 31% en toda EMEA) hace uso de la interconexión para aumentar la velocidad de conectividad.

• En este contexto, tres cuartas partes de los responsables españoles ven en Madrid una gran oportunidad de convertirse en un nuevo hub de interconexión global, que permita ofrecer nuevas soluciones a los negocios digitales.

• Además, casi la totalidad de los encuestados en España (94%) consideran que disponer de una conexión privada, segura y ultrarrápida con los principales proveedores de servicios cloud a través del mismo operador cerca de los principales centros de negocio es fundamental o muy importante.

Ventaja competitiva de la interconexión

 • La interconexión entre múltiples proveedores de red en el edge es la forma principal de utilización del Ancho de Banda de Interconexión y se espera que crezca cuatro veces más para 2022. De acuerdo con los resultados de la encuesta, la optimización del rendimiento de las redes es una prioridad clave para más de la mitad (54%) de los responsables de la toma de decisiones de TI en toda EMEA.

• La interconexión a múltiples nubes y servicios de TI a través de varias ubicaciones en el edge y regiones cloud representa la siguiente utilización más habitual del Ancho de Banda de Interconexión y las predicciones apuntan a un crecimiento hasta multiplicarse por 13 en 2022. La adopción de estrategias multicloud es reconocida por los encuestados como una prioridad para el 45% de los encuestados a nivel global.

• La interconexión con partners de servicios financieros, de contenidos y medios digitales y la integración en la cadena de suministro constituyen el resto de las utilidades del Ancho de Banda de Interconexión y se prevé que se multiplique por cinco para 2022.

Equinix en España

Ignacio Velilla, director general de España, aprovechó la presentación del estudio para hacer un balance de la compañía en sus dos años de vida tras la compra de Itconic. “hemos ganado un 10% más en capitalización bursátil que la propia Telefónica”, asegura, y es que el mercado español para el directivo es “muy grande, frente a otros países europeos que ya empiezan a saturarse”. La llegada de nuevos jugadores como DATA4, “es muy sano, porque es síntoma de buena salud: hay mercado para todos”, opina.

Pero no todo es miel sobre hojuelas. Velilla también admite ciertos frenos como problemática eléctrica o el condicionante económico, especialmente derivado de las grandes inversiones en centros de datos propios. “Terminada la amortización de esas inversiones, las empresas se dan cuenta de la flexibilidad de dar el salto a los proveedores neutrales, por su necesidad de globalizarse”, añade.

Computing 785