NoticiasMundo digital

Twitter prohíbe la publicidad política

El CEO de Twitter, Jack Dorsey, ha anunciado una prohibición global de la publicidad política pagada en la plataforma.

Jack Dorsey ha ido explicando la decisión en una serie de tuits. "Hemos tomado la decisión de detener toda la publicidad política en Twitter a nivel mundial. Creemos que el alcance del mensaje político debe ganarse, no comprarse", comenzó.

Continuó: "Un mensaje político gana alcance cuando las personas deciden seguir una cuenta o retuitear. Pagar por el alcance elimina esa decisión, forzando mensajes políticos altamente optimizados y dirigidos a las personas. Creemos que esta decisión no debe verse comprometida por el dinero".

"Si bien la publicidad en Internet es increíblemente poderosa y muy efectiva para los anunciantes comerciales, ese poder conlleva riesgos significativos para la política, donde puede usarse para influir en los votos y afectar la vida de millones”, siguió argumentando.

"Los anuncios políticos en Internet presentan desafíos completamente nuevos para el discurso cívico: optimización basada en el aprendizaje automático de mensajes y micro-focalización, información engañosa sin control y falsificaciones profundas. Todo a una velocidad creciente, sofisticación y escala abrumadora", Dorsey esgrimió de forma contundente.

En cambio, por lo tanto, los políticos y los partidos políticos deberán coordinar la actividad de sus seguidores en Twitter para influir en los votantes, en lugar de atacar directamente a los grupos de votantes de acuerdo con diversos criterios.

Los anuncios políticos en Internet presentan desafíos completamente nuevos para el discurso cívico

Twitter también bloqueará los ‘anuncios de emisión’: anuncios comprados por grupos de intereses especiales en un intento por influir en los votantes hacia o en contra de candidatos particulares.

Para Dorsey no se trata de la libre expresión: “Se trata de pagar por alcanzar. Y pagar para aumentar el alcance del discurso político tiene ramificaciones significativas que la infraestructura democrática de hoy puede no estar preparada para manejar”.

La prohibición también se ha interpretado como un ‘sub-tweet’ dirigido a Facebook, que se ha negado resueltamente a prohibir la publicidad política. La campaña en línea, incluida la publicidad política, fue pionera en las campañas presidenciales de 2008 y 2012 del presidente Obama.

El CEO de Facebook, Mark Zuckerberg, ha defendido la política de la compañía de publicar anuncios de políticos que pueden contener afirmaciones falsas o engañosas, diciendo que hacer lo contrario sofocaría el discurso político y podría ver a la compañía tomar partido.

Computing 794