OpiniónSeguridad

Mantener a salvo la vida digital personal y profesional

Alfonso Ramírez, director general de Kaspersky Iberia

Alfonso Ramírez, director general de Kaspersky Iberia
Alfonso Ramírez, director general de Kaspersky Iberia

L a pandemia de la Covid-19 ha modificado nuestra manera de vivir, e Internet está siendo el facilitador principal para permitir a las personas trabajar desde casa, acceder a re- cursos para la educación en el hogar, jugar online o conectarse con aquellos que están lejos. Para las empresas es un recurso básico para explorar oportunidades digitales, seguir dando servicio a sus clientes y generar nuevas fuentes de ingresos.

Por todo ello, la capacidad de mantener se gura nuestra vida diaria online, tanto personal como profesional, cobra una especial relevancia. Como sociedad, debemos seguir utilizando y confiando en las tecnologías que nos ayudan a mantenernos seguros y protegidos -ya que pasar más tiempo online amplía el vector de ciberamenazas-. Nadie está libre de ellas, ni siquiera las organizaciones sanitarias, una de las claves para hacer frente a la pandemia. De hecho, Francia, España o Estados Unidos han sufrido ya ciberincidentes en el sector sanitario, lo que ha provocado una reducción significativa de los servicios y retrasos en los tratamientos. Kaspersky ha colaborado a proteger el sector ofreciendo a dichas instituciones de forma gratuita sus soluciones de seguridad B2B por un  plazo de seis meses.  

El teletrabajo, protagonista del confinamiento

Según datos del Banco de España, debido a la pandemia, el 80% de las empresas españolas ha ampliado sus políticas de trabajo desde casa. El teletrabajo tiene numerosas ventajas, pero también plantea problemas de seguridad, especialmente cuando se pone en marcha de forma urgente, como en este caso.

Amenazas como el ransomware, el malware o el espionaje empresarial son una constante, y las conexiones wifi y 4G o 5G no seguras amplifican el riesgo de infección. Hay ejemplos de malware relacionado con la Covid-19 que oculta archivos maliciosos en documentos que supuestamente están relacionados con la enfermedad, dirigidos a sectores como el transporte, la fabricación, la hostelería, la sanidad y los seguros. Ante esto, Kaspersky colabora a que el personal de las empresas esté protegido con la ampliación de protección de Microsoft Office 365 para incluir Microsoft Teams y SharePoint Online, además de ofrecerlo de forma gratuita durante 180 días.

Otra iniciativa para que las empresas y sus trabajadores estén seguros es el módulo de entrenamiento gratuito sobre seguridad en el teletrabajo que permite a todos los empleados organizar un entorno de trabajo seguro desde casa. El módulo mejora una serie de habilidades fundamentales, como la creación de contraseñas fuertes, la actualización de software y la protección de una red wifi doméstica.

Vida digital personal también segura

Fuera de nuestra vida laboral, dependemos de Internet para comprar, relacionarnos con otros, informarnos o simplemente entretenernos. Con millones de personas obligadas a quedarse en casa, crece la demanda de los servicios de streaming, lo que genera demoras en la prestación de servicios y puede llevar a la gente a buscar alternativas de acceso a los contenidos online. Desviarse de los portales de los servicios de streaming legítimos podría hacer el juego a los ciberdelincuentes, y dejar a los que buscan entretenimiento de fuentes no autorizadas ser más vulnerables a los ataques.

En muchos casos, las personas también dependen de los servicios de compra online para adquirir artículos de primera necesidad. Esto, junto con las compras por aburrimiento y el aumento de las ofertas está dando a los ciberdelincuentes un vector de ataque más amplio, buscando atrapar a la gente con ofertas que a menudo parecen demasiado buenas para ser verdad. Estar alerta ante este tipo de mensajes, mantener contraseñas fuertes, no hacer clic en enlaces sin fijarnos en la procedencia y mantener los dispositivos actuali- zados son algunos consejos que tener en cuenta para evitar ser víctima de los ciberdelincuentes

Computing 793