NoticiasAnalytics

El Espacio Europeo de Datos requiere inversiones de 6.000 millones

María de los Ángeles Benítez, responsable de la representación española en la Comisión Europea, urge sobre la necesidad de extraer el valor de los datos que se generan en el Viejo Continente.

María de los Ángeles Benítez, responsable de la representación española en la Comisión Europea.
María de los Ángeles Benítez, responsable de la representación española en la Comisión Europea.

Europa tiene el privilegio de contar con una gran diversidad de datos (industriales, comerciales, de las máquinas…) pero estos datos no se utilizan lo suficiente, componen un potencial que tenemos que liberar. “El Espacio Europeo de Datos se convierte en una prioridad para la UE”, así lo ha reclamado María de los Ángeles Benítez, responsable de la representación española en la CE, durante el evento de Ametic sobre inteligencia artificial.

“Para crear este espacio de datos y una estructura de nube adecuada, queremos desencadenar inversiones que calculamos inversiones que se mueven entre 4.000 y 6.000 millones de euros”, lo cual se traduce en la creación de puestos de trabajo: “hoy tenemos 5,7 millones de empleos, que pasarán a ser 11 millones en cinco años”.

Por tanto, señala Benitez, nuestra estrategia de datos y de inteligencia artificial debe basarse en la formación y el conocimiento, dado que se requieren estas habilidades para poder cubrir la demanda de esos puestos de trabajo cualificados de IA.

Para la responsable de España en la CE, también hay una parte de riesgo: “la humanidad siempre hemos sido mejores inventando que utilizando estos inventos de manera sabia. Es preciso que los ciudadanos confíen en la tecnología. Promovemos un enfoque responsable y humanista”. Benitez advierte que hay que ser especialmente cuidadosos con sectores sensibles como salud, transportes o policía, aspectos que contempla el nuevo un proyecto de reglamento que prepara la CE.

Otro aspecto que vigilar tiene que ver conque los datos utilizados estén liberados de cualquier sesgo: “El algoritmo es tan inteligente como los datos que lo alimenta; no resultaría adecuado un algoritmo sobre una población mayoritaria de mujeres mediante datos que provienen del comportamiento de una población mayoritaria de hombres”.

En cualquier caso, la inteligencia artificial es una gran oportunidad para el Viejo Continente: “hay que lograr que los europeos confíen lo que la IA, puede hacer, bajo unas normas proporcionadas y flexibles, que fijen los estándares más altos del mundo para conseguir el liderazgo de Europa en este sector”.

Computing 805