Las pymes no son conscientes de la importancia de los planes de desastres

Una caída tecnológica supone un coste de 15.000 dólares al día y el 42 por ciento de los parones duran más de ocho horas. Según Symantec, un desastre puede suponer la marcha de clientes y la desaparición de la propia empresa.

Publicado el 08 Oct 2009

Las pymes se sienten seguras en relación a sus planes ante desastres. el 82 por ciento de los encuestados declaró estar algo/muy satisfecho con sus planificaciones ante desastres, y un número similar (el 84 por ciento) declaró sentirse algo/muy protegido en caso de que ocurriese un desastre.
Sin embargo, como concluye el estudio ‘Preparación ante Desastres en la Pequeña y Mediana Empresa 2009’ de Symantec, existe una gran discrepancia entre cómo la pequeña y mediana empresa percibe su preparación ante catástrofes y su nivel de preparación real. Los datos también sugieren que el tiempo de inactividad cuesta a sus clientes miles de euros al año. Así, las conclusiones demuestran que este tipo de empresas pueden perder negocio como consecuencia directa de no estar preparados ante los desastres, de hecho, esto ocurre con frecuencia.

César Cid, director de Preventa de Symantec Ibérica, lo explica así; “la parte más sorprendente de este estudio es el hecho de que la pyme no se da cuenta del impacto que tienen estos parones entre sus clientes, especialmente cuando existen herramientas a su alcance que les ayudan a estar preparados para afrontar estas catástrofes”. Otro rasgo de ingenuidad se infiere del hecho de que la pyme opina que sus clientes serían pacientes y comprensivos si ocurriese un fallo en los sistemas o en los recursos tecnológicos. En caso de que ocurriese dicho percance, sólo una tercera parte (el 34 por ciento) de los encuestados cree que sus clientes evaluarían otras opciones, incluyendo la competencia.

Esta confianza se cae por su propio peso, la media de paradas en las pymes ha sido de tres en los últimos 12 meses, siendo las causas principales ataques de virus o hackers, cortes de luz o desastres naturales. Para colmo solo una de cada cinco realizaban una copia de seguridad diaria y como media solo se respalda el 60 por ciento de los datos. Esto nos llega a una conclusion terrible: “más de la mitad de las pymes creen que perderían el 40 por ciento de los datos si los sistemas informáticos desaparecieran en un incendio”.

Por su parte, los clientes de las pymes consultados, estiman que las paradas suponen unos 15.000 dólares al día, además de ser en un 42 por ciento superiores a las ocho horas. Uno de cada cuatro clientes (el 26 por ciento) declara haber perdido datos importantes. Y esto a su vez ha provocado que el 42 por ciento de sus clientes hayan cambiado de proveedor. Lo que en algunos casos ha supuesto la desaparición de la propia compañía.

¿Qué te ha parecido este artículo?

La tua opinione è importante per noi!

Rufino Contreras
Rufino Contreras

Artículos relacionados

Artículo 1 de 2