Un Mundial que da juego tecnológico

A la par que echa a rodar el balón, se pondrá a prueba toda una infraestructura tecnológica para dar cobertura a un evento en el que T-Systems ofrecerá el 75 por ciento de los servicios TIC.

Publicado el 01 Jun 2006

T-Systems, junto con el potencial de las distintas filiales que integran Deutsche Telekom (DT), será la encargada de brindar el respaldo tecnológico de la Copa del Mundo de Fútbol 2006, un evento en el que involucrará a más 1.000 empleados del Grupo. Las razones por las que ha aceptado el desafío son claras: aprovechar el potencial del Mundial para lanzar la marca de T-Sytems en un ámbito internacional, en línea con la actual estrategia marcada por la filial de Deutsche Telekom; aumentar la motivación de los propios empleados y mejorar los ingresos procedentes del evento, explicó Stephan Althoff, responsable del proyecto de la Copa del Mundo de Deutsche Telekom.

El soporte tecnológico a la FIFA (Federación Internacional de Asociaciones de Fútbol), organizadora del Mundial, se inició hace casi un año con la puesta en marcha de un sitio web que permitiera el acceso a la información sobre el evento y servir de banco de datos de anteriores ediciones, además de la acreditación de medios de comunicación. Actualmente, con 72.000 registros, el portal web está accesible en castellano, inglés, francés y alemán.

Sin embargo, la mayor parte de la tecnología aplicada por T-Systems al Campeonato Mundial de Fútbol está ligada a los 12 estadios en los que se verán las caras las 32 selecciones nacionales que participarán en esta fase final. Una de las prioridades que intentará gestionar T-Systems será el tráfico de acceso a los campos de juego que acogerán los 64 partidos del Mundial. La idea es que se pueda actuar con inmediatez ante posibles incidentes que afecten al desarrollo del evento. Los diferentes policías o agentes de tráfico dispondrán de terminales inalámbricos que contarán con un programa desarrollado específicamente integrado en el sistema de información- para informar al centro de control de cualquier incidente que se produzca. El sistema facilita el nivel de ocupación de los distintos parkings del estadio y los niveles de frecuencia de tráfico planteando diferentes rutas y escenarios alternativos ante posibles incidencias, de forma que repercute inmediatamente en los paneles de información de las vías de accesos para proponer diferentes opciones a los conductores que tengan intención de acceder al centro deportivo.

Otro área a destacar es la instalación del sistema de comunicaciones Tetra en los diferentes estadios, con el fin de que el personal de seguridad o ambulancias puedan comunicarse a través de terminales con esta tecnología por el momento son Motorola pero T-Systems afirma que está abierta a cualquier proveedor- y reaccionar ante posibles incidencias que se produzcan durante la celebración de los encuentros de fútbol. Eso sí, como reconocen en la compañía, será un Tetra analógico porque el sistema en digital paradójicamente no está implantado en Alemania.

El tercer punto de atención en los estadios de fúbol está ligado a los medios de comunicación. Los fotógrafos situados a pie de campo podrán enviar sus imágenes en tiempo real a través de una red inalámbrica (WLAN) que les permitirá conectarse a la red local del propio estadio o a Internet. Por su parte, los periodistas, desde sus puestos de trabajo en la sala de prensa o en la tribuna del estadio podrán estar en permanente on line mediante conexiones RDSI, DSL e incluso Ethernet. De hecho, se calcula que para la final de Berlín estarán listas 3.000 conexiones en todo el estadio (tanto a pie de campo como en cabinas de prensa o en la sala de prensa).

Para la propia FIFA, T-Systems en esta ocasión a través de DT- irá un paso más allá y desplegará una red de voz sobre IP (VoIP) para uso de la entidad organizadora del Mundial.

Cada estadio, que en su mayoría contará con su propia red local de fibra complementada con puntos de acceso inalámbrico, estará conectado a la infraestructura de alta velocidad WDM -con dos redes redundantes de 20 Gbps cada una- de Deutsche Telekom que enlazará los 12 centros deportivos con el centro de emisión internacional (IBC/International Broadcast Center) situado en las cercanías de Munich y del que se emitirán las señales de vídeo de los partidos del Campeonato. “Una de las claves reside en nuestra red, que cuenta con más de 300 puntos de acceso de fibra óptica y otro elevado número de accesos ATM para efectuar la transmisión de alta calidad”, señaló Bernd Fürstos, director de Marketing de la unidad de Media&Broadcast de T-Systems.

Será el IBC uno de los aspectos más mimados por T-Systems y por HBS, la empresa propietaria del centro, ya que de este edificio de 30.000 metros cuadrados será desde donde se difundirán las imágenes del Mundial a 210 países del Globo. Para ello, se recurrirá tanto a la red terrestre y submarina de banda ancha que Deutsche Telekom cuenta en un ámbito internacional como a una red de nueve satétiles -para la que contará con la participación de operadores como SES Astra- con el fin de hacer posible la distribución de las señales de vídeo. Tanto una como otra se utilizarán atendiendo a los países de destino y actuarán como back up. Por primera vez todos los partidos serán transmitidos en HDTV, el estándar de alta definición para televisión que permite mayor calidad de imagen.

En el IBC ya han reservado stands las principales emisoras españolas de radio, además de la cadena de televisión La Sexta, que dispone de los derechos del Campeonato.

¿Qué te ha parecido este artículo?

La tua opinione è importante per noi!

C
Redacción Computing

Artículos relacionados

Artículo 1 de 2