El ICANN revelará el próximo 1 de mayo la identidad de los solicitantes de nuevos gTlds

El organismo suspende temporalmente el funcionamiento del sistema para la solicitud de nuevos gTlds debido a una vulnerabilidad que permitía a los usuarios acceder a los datos de otros, de acuerdo con la ICANN.

Publicado el 13 Abr 2012

La Internet Corporation for Assigned Names and Numbers (ICANN) ha suspendido temporalmente el funcionamiento del sistema para la solicitud de los nuevos nombres de dominio genéricos o, en inglés, gTlds (Generic Top-Leved Domain Names). Aunque inicialmente la ICANN adujo como motivo para el cierre un potencial ataques, ha explicado que se trata de una vulnerabilidad que permitía a algunos usuarios acceder a datos pertenecientes a otros.

Actualmente los nombres de dominio genérico son una veintena (.com, .net, .org, etc.) a los cuales se suman alrededor de 250 extensiones correspondientes a los diferentes países (.es, pt, .nl, etc.).

No obstante y una vez en marcha el nuevo programa de dominios genéricos, deberían aparecer varios centenares de nuevos gTlds cuyas direcciones en Internet que, en lugar de finalizar en .com, .org ó .net, podrán terminar con el nombre de una empresa o una institución.

Autorizado en junio de 2011 por el consejo de administración de la ICANN, reunido en Singapur, no fue hasta el pasado 12 enero cuando el nuevo programa de extensión empezó a aceptar solicitudes, un proceso que se prolonga hasta el 20 de abril. Será el próximo 1 de mayo cuando la ICANN la revelará la identidad de los solicitantes, así como los sufijos por los que postulan.

De acuerdo con los últimos datos facilitados por la ICANN, a finales de marzo existían 839 postulantes a un nuevo dominio. En teoría, cada uno de los solicitantes podía pedir hasta 50 sufijos, pero dado el alto coste de entrada, es más que probable que las solicitudes sean de una sola extensión.

No en vano, el coste de entrada asciende a 185.000 dólares (134.000 euros) y se estima que los costes reales oscilan entre los 300.000 y los 500.000 euros. A esta cifra hay que sumar el coste asociado al mantenimiento anual, de entre 50.000 y 100.000 euros.

El programa de nuevos dominios de la ICANN no está exento de polémica. Una federación de asociaciones y empresas estadounidenses ha enviado una carta abierta al Departamento de Comercio para expresar su insatisfacción respecto al sistema al entender que “ejercerá presión sobre los propietarios de marcas a todos los niveles, incluidas las pequeñas empresas, los consumidores, las organizaciones no gubernamentales y otras asociaciones, que se verán obligadas a adquirir nuevos nombres de dominio de primer nivel”.

¿Qué te ha parecido este artículo?

La tua opinione è importante per noi!

Redacción

Artículos relacionados

Artículo 1 de 3