NoticiasSeguridad

Detectada una nueva vulnerabilidad de día cero en Windows

Kaspersky Lab ha informado de la vulnerabilidad - CVE-2019-0797- a Microsoft, que ya ha lanzado un parche.

Las vulnerabilidades de día-cero son errores de software desconocidos hasta ese momento que los cibercriminales pueden aprovechar para introducirse en la red y  en los dispositivos de las víctimas. El nuevo exploit usa una vulnerabilidad en el subsistema gráfico de Microsoft Windows para lograr una escalada de privilegios locales, lo que otorga al ciberdelincuente un control total sobre el ordenador de la víctima. La muestra de malware analizada revela que el exploit se dirige contra las versiones del sistema operativo Windows que abarcan desde Windows 8 a Windows 10.

Los analistas creen que el exploit detectado podría haberse utilizado por varios actores de amenazas, incluyendo -aunque no limitándose- FruityArmor y SandCat. FruityArmor es conocido por haber utilizado anteriormente Zero-days; mientras que SandCat es un nuevo actor de amenazas recientemente identificado.

“El descubrimiento de una nueva vulnerabilidad Zero-day de Windows, explotada muy activamente, muestra que esas herramientas siguen siendo de gran interés para los actores de amenazas y las organizaciones necesitan soluciones de seguridad que protejan contra ese tipo de amenazas desconocidas. También reafirma la importancia de la colaboración entre la industria de la seguridad y los desarrolladores de software: la búsqueda de errores, la divulgación responsable y la aplicación rápida de parches, son las mejores maneras de mantener a los usuarios a salvo de amenazas nuevas y emergentes”, dijo Anton Ivanov, experto de seguridad de Kaspersky Lab.

Kaspersky Lab recomienda tomar las siguientes medidas de seguridad:

  • Instalar, tan pronto como sea posible, el parche de Microsoft para la nueva vulnerabilidad.
  • Actualizar, de forma regular, todo el software utilizado en su organización, sobre todo cada vez que se lance un nuevo parche de seguridad. Los productos de seguridad con capacidades de análisis de vulnerabilidades y gestión de parches pueden ayudar a automatizar estos procesos.
  • Instalar una solución de seguridad probada, que esté dotada con capacidades de detección basadas en el comportamiento para una protección efectiva contra amenazas conocidas y desconocidas, incluidas las vulnerabilidades.
  • Utilizar herramientas de seguridad avanzadas como Kaspersky Anti Targeted Attack Platform (KATA) si su empresa requiere de una protección altamente sofisticada.
  • Garantizar el acceso del equipo de seguridad de la organización a la información de ciberamenazas más reciente.
  • Por último, pero no menos importante, asegurarse de que el personal de la organización está formado en los aspectos básicos de la higiene de la ciberseguridad.
Computing 781