La estrategia de IBM hasta 2015 gravita en las compras para duplicar beneficios

Sam Palmisano, CEO de IBM, ha declarado que la compañía se gastará 20.000 millones de dólares en adquisiciones entre los años 2011 y 2015.

Publicado el 26 May 2010

El CEO de IBM, Sam Palmisano no habla en público muy a menudo, y menos se prodiga en los medios de comunicación con entrevistas o artículos de opinión. Esta vez debe de merecer la pena ya que en la reunión que ha mantenido con los inversores ha dejado caer como el que no quiere la cosa, que la compañía pretende ganar como mínimo 20 dólares por acción en 2015 y generar 100.000 millones de dólares de cash durante este periodo. Asimismo, ha declarado que IBM se gastará 20.000 millones en adquisiciones entre 2011 y 2015, y se ha burlado de la opinión ahora de moda de que la tecnología de consumo dominará sobre la empresarial.

Unos objetivos muy ambiciosos considerando los números actuales del Gigante Azul. Cerró el ejercicio fiscal de 2009 con una facturación de 95.800 millones de dólares, unas ganancias de diez dólares la acción, y un efectivo de 15.100 millones. No obstante, los resultados han empezado a mejorar notablemente con respecto a los anteriores meses manchados por la recesión. En los tres primeros meses de este año, ha obtenido unos ingresos de 22.900 millones de dólares, un cinco por ciento más que en el mismo periodo del año anterior; y ha logrado incrementar sus beneficios en un 13 por ciento hasta los 2.600 millones.

“IBM será completamente diferente del IBM de hoy en día”, ha declarado Sam Palmisano. De hecho, señala el directivo que los buenos resultados económicos obtenidos confirman que han acertado en la estrategia escogida porque, “se han producido cambios en los mercados mundiales, -nosotros estamos ahora al frente de la integración global-, cambios en las TI, -entramos en segmentos de mayor valor-, y cambios en las necesidades de los clientes, -nos centramos en la innovación e integración”.

Hablando de transformaciones, Palmisano también ha puntualizado que hoy en día los ciclos de producto no conducirán el crecimiento de la industria; que los clientes en el futuro demandarán retornos de sus inversiones cuantificables, y comprarán tecnologías de moda o tendencias; y en los mercados emergentes, sobresaldrá la clase media, y se convertirán en una buena parte de la base de los ingresos.

Finalmente, en el apartado de las compras y fusiones, Palmisano ha asegurado que IBM no busca ser un holding para todas las TI. Eso sí, invertirá 20.000 millones de dólares en adquisiciones hasta 2015, y software, analítica, y software como servicio serán el objetivo. “Nosotros tomamos activos y los globalizamos; y no perseguiremos cosas que se están comoditizando”, ha subrayado.

¿Qué te ha parecido este artículo?

La tua opinione è importante per noi!

Redacción

Artículos relacionados

Artículo 1 de 5